Menu

Europa, Italia

Milano (17 días en Italia 1)

Quería hacer un gran viaje, después de barajar muchos destinos nos decidimos por Viajar a Italia. “supuestos amigos bien intencionados y también pero que muy cautos” me aconsejaron que el norte era poco seguro y el sur “la jungla”. Me sugirieron que hiciera turismo y me olvidara de viajar, ya que con el turismo tendría que andar con mucho ojo, según todos ellos, y que si me descuidase me robarían hasta las bragas. Yo conocía y sabía que en Italia hay…

La llegada a Milán fue antes de la hora prevista, cogimos el tren en el aeropuerto (que aunque es más caro que el bus, es más puntual y rápido) que nos acercó a Milán, y después el metro que nos llevó al centro. Después cogimos los autobuses turísticos y pasamos por algunos edificios importantes, los autobuses turísticos llevan auriculares y te explican el trayecto. El ticket es de 24 h. a partir del primer trayecto. Están bien si se dispone de algo más de tiempo, ya que te permiten bajar y volver a subir en el siguiente.

Entramos también en la Catedral, es grandiosa por fuera con sus espectaculares torres de aguja, por dentro casi vacía y algo triste y oscura. Milán no me gusto mucho, es una gran ciudad con algunos monumentos, muchas tiendas, y poco más ¡Que no se ofenda nadie! A mí no me gustó.

En la estación de tren de Milán compramos la cena, por cierto en vez de una albóndiga muy grande de carne, me pusieron una bola de papel, junto con 2 bocadillos. Después nos fuimos en tren, el IC-Plus, de 18:10 a 19:44 (2,6 h.) de Milano Centrale hacia Génova, con un “retardo” de 45 minutos.

¡Eran ciertas las advertencias!¡Pero estábamos en el norte y no en el sur, donde decían que era peor!

Nos quedamos con mucha hambre y a la llegada a Génova nos fuimos a unos chinos a cenar, luego dimos una pequeña vuelta y nos fuimos a dormir al Hotel Europa.

Nota (mi aprendizaje del día): No mostrar prisa en las compras (aunque se tenga), y comprobar la compra.

2 comentarios

  1. Elvira

    Tengo entendido que se puede caminar por los tejados de la Catedral y creo que puede ser una experiencia espectacular andar entre un imponente bosque de pináculos. Algún día visitaré el Duomo y podré intercambiar opiniones contigo. Un saludo cariñoso.

  2. labitacora

    Espero que si y que hagáis mil fotos.

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.